alfonzamariaeppinger.com

 

 

Octubre de 2013

Comité para las festividades con motivo del bicentenario
de MADRE ALFONS MARÍA EPPINGER

 

  Lema: La grandeza de una vida sencilla
  Celebración del bicentenario de Madre Alfons María

 

LA ESPIRITUALIDAD de MAM

 

200 rokov narodenia MAM

2. La Esperanza

La certeza de que la Gracia de Dios puede compensar todas las deficiencias en el corazón

  • Madre Alfons María puso toda su esperanza en la Misericordia de Dios, y esta esperanza transmitía a todas las personas que acudían a ella.

  • Estaba llena de esperanza en las enfermedades que le acompañaban casi durante toda su vida, igual que en el periodo de sequía durante el cual nunca cesaba de rezar, porque esperaba todo del Señor. Atormentada por dudas de la bondad y Misericordia de Dios, se dirijo a Jesus: “O Jesus mío, creo en Ti, espero en Ti y quiero amarte.”

  • Al mismo tiempo, estaba colmada de una gran confianza en la Misericordia de Dios.

  • Las enseñanzas para sus Hermanas están llenas de exhortaciones a confiar: “Poned vuestra confianza en la Misericordia Divina y en los únicos meritos de Jesucristo, nuestro Divino Redentor.”

  • A menudo, les había animada: “¿Cómo podríamos dudar en abrazar la Cruz para pegarnos totalmente a la tierra aquí por un corto rato, si la recompensa será la felicidad eterna. Dios es mucho más previsor para nosotras que un padre para sus hijos, y mucho más afectuoso que una madre. “

  • Sin cesar, estimulaba a todos a la esperanza – sobre todo a las personas que sufren, que dudan, a los pobres, los pecadores, y daba las gracias. Nunca perdía la virtud de la esperanza; estaba creciendo en ella cada vez más. A los enfermos y los moribundos, ella anunciaba la noticia de que Dios se preocupa por ellos como un padre. Sufrimiendo y enferma, ella misma testimoniaba esta noticia por la manera de aceptar y soportar dolores, molestias e inconvenientes. Siguiendo su ejemplo, sus Hermanas están invitadas a hacerse ángeles de la esperanza.

  • El objetivo de la obra fundada por ella era esta gran esperanza: Dios se cuida de los hombres y está a disposición, está ahí para ellos. Sobre todo, Madre Alfons María queria llevar este mensaje a las personas en el lecho de muerte.

  • Para Madre Alfons María, la esperanza significaba una confianza absoluta en Dios. Es Él de quién esperaba todas las Gracias necesarias para su progreso espiritual y para el éxito de su obra. Era precisamente en los momentos difíciles de su vida cuando se manifestaba su esperanza inquebrantrable. Esta actitud le permitía andar infaliblemente su camino.

    (Lo teólogos, Roma, en 2009)

    espalda